Utiliza tu movil como navaja suiza

Los teléfonos móviles, llegados a este año 2016, parecen haberse convertido en unos mecanismos sabiondos preparados para dar respuesta a cualquier inquietud que el usuario tenga. Así, encontramos aplicaciones capaces de reconocer el título de una canción de cualquier estilo de música que suene cerca del celular, aplicaciones capaces de descifrar el nombre de las estrellas y satélites que aparecen en el cielo nocturno o aplicaciones para afinar los instrumentos más insospechados.

Pero el ingenio y la originalidad de las aplicaciones que descargamos en nuestros teléfonos móviles -inteligentes y sofisticados o, simplemente, básicos- nos lleva a encontrarnos con sorpresas como las del Anti Mosquito, una app que combate las picaduras de los mosquitos en las madrugadas por medio de un sistema de frecuencias.

Otras aplicaciones como Idealista, famoso portal de la Red anteriormente, ayudan al usuario a encontrar piso y a ir conociendo en tiempo real las ofertas y los precios de inmuebles que van quedando a merced del potencial comprados en el mercado.

Lejos quedó ya aquello de enfadarse con el despertador cuando sonaba en las mañanas para obligarte a ir al trabajo; ahora, Timely Alarm Clock trae al usuario un armónico y exquisito sistema de alarma y cronometraje. Si lo tuyo es la música, mediante la aplicación Harmónica puedes ponerte manos a la obra a la hora de tocar la armónica; si, en cambio, el folk no es lo tuyo, sino la música pinchada de las discotecas, existe Cross Dj, la primera aplicación en Android destinada a profesionales, que, aunque es de pago, permite crear música con una buena cantidad de opciones al alcance del usuario.

Sin embargo, entre las apps más usadas del mercado aparecen las que son más conocidas por el gran público: Google Maps, Facebook y YouTube. Y es que corren tiempos en los que parece difícil resistirse a las virtudes de conocer gente, orientarse por lugares desconocidos o ver vídeos a través del teléfono, aunque a veces los inconvenientes y las distracciones de este nuevo escenario también sean evidentes.

Recommended Reading