Mensajeria movil y su evolucion

Los cambios en las formas de vida de los ciudadanos que pueden tener acceso en el mundo a las nuevas tecnologías están transformando el escenario en el que las relaciones sociales se desarrollaban hasta hace bien poco. El nuevo siglo nos trajo la irrupción definitiva del teléfono móvil, que venía a combatir el uso de teléfonos fijos y que prácticamente sepultó el uso de las cabinas telefónicas.

El sistema de servicios SMS fue una innovación con gran impacto en la sociedad, que ahora podía estar comunicada a distancia sin necesidad de que la garganta emitiera una sola palabra. Además los celulares trajeron el maravilloso avance de estar comunicados en el lugar que fuese, existiendo así una vía de comunicación y de velocidad para actuar en casos de emergencia o de adversidad contextual.

Sin embargo, en apenas una década, los mensajes de texto han quedado totalmente desfasados. La constante actualización de los teléfonos móviles y su conversión a diminutos ordenadores que llevamos en el bolsillo ha supuesto una nueva revolución que ha zarandeado los cimientos de las interrelaciones humanas.

La aplicación Whatsapp ha tenido buena parte de culpa en esta inflexión. Para mantener conversaciones detalladas y reposadas, sin límite de tiempo ni de espacio, sólo hacía falta disponer de esta aplicación gratuita y de acceso a la Red en el móvil. Eso sí, la adicción de muchos usuarios a Whatsapp los impulsaba a usar la aplicación en todos los lugares adonde se desplazaban, por lo que el sistema de captura de Red inalámbrica ya no era posible; así, el siguiente paso era pagar por Internet en el celular, lo que compensaba el hecho de no haber pagado por descargar la aplicación.

La realidad es que la forma de comunicarse de las personas ha cambiado. Resulta cada vez más extraño ver a grupos de personas hablar entre ellos sin que ninguno mantenga a la mismo tiempo conversaciones paralelas a través de la pantalla de su teléfono.

Recommended Reading